Mi Blog

Blog personal de José Ramón Martínez Pérez.

26 junio, 2020
por admin
Sin comentarios

Yo Julia

Portada del libro.

Después de las exitosas trilogías de Santiago Posteguillo, la primera dedicada a Escipión y la segunda a Trajano; en el 2018 le fue concedido el Premio Planeta; el mejor dotado en lengua española. Ahora en el 2020; sabemos que también fue el comienzo de una saga; esta vez dedicada a una mujer: Julia Domna; la mujer que fue del Emperador Alejandro Severo; con el que comenzó la tercera y última dinastía del Imperio Romano.

Pero no adelantemos acontecimientos: comienza la historia con los últimos años de gobierno del Emperador Cómodo; hijo de Marco Aurelio; un emperador enloquecido; que bajaba a la propia arena del Coliseo para participar en luchas amañadas con contrincantes tullidos o drogados; y que tenía como rehenes a las esposas de los gobernantes más poderosos del Imperio: a la de Pescenio Níger, gobernador de Asia Menor, a la de Clodio Albino lo era de Britania y a Julia Domna; la esposa del gobernador de Panonia. Los tres tenían a su cargo tres legiones para mantener las fronteras de sus peligrosas provincias.

Una conjura iniciada por el jefe del Pretorio, la amante de Cómodo y su entrenador llevaron al asesinato del Emperador, tan acobardados estaban del propio errante comportamiento del Emperador.

Ante el vacío de poder se suceden una serie de emperadores de corta duración: Pertinax, un anciano senador que pretendió hacer las cosas bien, asegurando el bienestar del pueblo con una hacienda quebrada; pero que la Guardia Pretoriana terminó por asesinar; nerviosos y expectantes de cobrar su donativo o paga extra por la proclamación de un nuevo emperador. A continuación la propia Guardia Pretoriana subasta el trono de Roma; que le es otorgado a Didio Juliano por un precio de 20000 sestercios; lo que hace que los tres gobernantes antes citados se alcen en armas contra Didio Juliano; con la particularidad de que Julia Domna, con la ayuda del médico imperial, Galeno escapa, consiguiendo llegar hasta Vindobona; donde le esperaba su esposo con sus legiones.

Desde allí, Septimio es proclamado emperador por sus tropas mientras empiezan a maquinar; primero pactando con Albino en Britania, nombrándolo César (sucesor) y dirigiendo sus tropas contra oriente, contra Níger al que infringe finalmente una derrota definitiva en la Batalla de Issos. Desde allí lanza un ataque contra los partos antes de dirigirse de nuevo a occidente al romper las relaciones con Albino al nombrar cesar a su hijo mayor también. (El futuro Caracalla). Todos los maquiavélicos planes de Septimio ayudados por Julia que desde su posición de esposa orienta y aconseja a Septimio para hacerse con el Imperio.

Finalmente, la legiones de Albino serán derrotadas en la Batalla de Lugdunum, en Francia, donde Albino había abandonado su provincia con sus tropas para enfrentarse a Septimio.

Todo es historia; todo está en los libros, así que no es ningún spoiler, pero de nuevo Posteguillo nos sorprende con una excelente novela histórica que la hace fácil de entender y asequible a todo el mundo. Como buen académico que es, además con numerosa bibliografía para ir a las fuentes o a obras más técnicas e históricas.

23 junio, 2020
por admin
Sin comentarios

Segundo día en San Petersburgo.

Huevo de Faberge

Seguimos con nuestro segundo día en San Petersburgo. Intentamos madrugar un poco y volvimos a pisar la siempre populosa Avenida Nevsky; elegimos que lo primero que veríamos este 7 de Septiembre sería el Museo de Fabergé, propiedad del magnate ruso Viktor Vekselberg.

Estaba cerca del hotel, así que fuimos dando un paseo; aprovechando para desayunar en la cafetería del edificio Eliséiev; uno de los ediciis modernistas frente a la catedral de Kazan; y tan llamativo por los muñequitos bailarines que tienen en la puerta como reclamo. Si bien es un poco más caro que las cafeterías de la zona; la decoración y el ambiente que evocan merece la pena para ser probado.

Tras meternos por una de las calles-canal; al estilo de Venecia, llegamos hasta el Palacio que alberga el Museo Fabergé.

El Palacio Shuvalov es uno de los Palacios de la aristocracia rusa de antes de la revolución de 1918 y que fue nacionalizado, y donde la historia de sus propietarios se diluye con el paso de las décadas. Tras pagar la entrada subimos a la primera planta donde en la primera salan tienen expuestos 9 huevos de Fabergé imperiales y otros 6 huevos fabricados por el mismo joyero para diferentes personalidades de la época.

Las salas interiores tienen una inmensa colección de diferentes trabajos plateros de Fabergé; aunque fundamentalmente sean otros artesanos. Pasear por los palacios contemplando las obras de orfebrería a la vez que se contemplan las elegantes habitaciones, salas y salones del palacio son un interesante viaje en el tiempo de más de 100 años de antigüedad.

Una vez salimos del Museo; fuimos dándonos un paseo hasta la Iglesia del Cristo sobre la Sangre Derramada; tras cruzar un parque donde nos paramos para tomar un aperitivo.

Iglesia sel Salvador sobre la Sangre Derramada

Llegamos a la Iglesia del Salvador sobre la Sangre Derramada; una iglesia ortodoxa construida sobre el sitio donde el zar Alejandro II fue asesinado (el padre de Alejandro III y abuelo de Nicolas II) con una bomba por un anarquista.

La Iglesia tiene el aspecto típico que siempre se ha atribuido en occidente a las iglesias rusas; parecida a la de San Basilio de Moscú. El interior es sencillamente espectacular; desprovista de bancos como las iglesias católicas; techos altos permiten una gran cantidad de mosaicos que decoran todas las paredes de la Iglesia y de las cúpulas. Mosaicos que permiten a la decoración mantenerse mejor que las pinturas por evitar la humedad de los canales. Y siempre manteniendo la planta de cruz griega, que tanto estudiábamos en el arte en el instituto.

Tras salir de la Iglesia; ya empezaba a atardecer; pero en estas latitudes tan al norte; anochecía bastante tarde; así que decidimos ir a visitar la isla-fortaleza De San Pedro y San Pablo.

Catedral San Pedro y San Pablo

Dentro de la fortaleza hay una gran cantidad de edificios: visitamos la Catedral donde están enterrados los Románov, incluyendo el zar Nicolas II y su familia, recientemente trasladados hasta aquí.

Justo enfrente vi un edificio que no podía creer… la ceca de San Petersburgo y el museo de la casa de la moneda, con su característica palabra «Монета». No me costó mucho convencer a Sandra para entrar a visitar el museo.

El museo es pequeño y moderno; tiene una pequeña colección Numismatica, filatélica y notafílica desde el siglo XVIII hasta la actualidad, y sobre todo muchas planchas, una visión de la historia del dinero, el futuro dinero de plástico y virtual, un pequeño paseo por la Numismatica sovietica,… en definitiva bastante completo aunque ni se acerque al gabinete numismatico del Hermitage. Curioso era un pequeño rascacielos hecho con monedas de 1 rublo (unos 13000 euros al cambio actual). Desde allí intentamos ir hasta el pequeño museo de la cosmonáutica que hay en la fortaleza; pero ya estaba cerrada.

Salimos y fuimos dando un paseo; pasamos por una bonita mezquita, que me recordó las de Uzbekistán de las que se pueden recorrer en la ruta de la seda.

Mezquita de San Petersburgo

Continuamos nuestra ruta turística; y paseando paseando, y con ayuda del google maps llegamos hasta el crucero Aurora; de la marina imperial rusa y que participó en la Revolución de 1917; aunque también estaba cerrado.

Crucero Aurora

Encontramos un restaurante cercano donde aprovechamos para cenar antes de volvernos al hotel en metro a descansar. Habíamos andado bastantes kilómetros y ya estaba bien por el día.

18 junio, 2020
por admin
1 comentario

¿Cuánto gana un youtuber?

¿Cuánto gana un YouTuber?

El uso de internet ha cambiado muchísimo en los últimos 10/15 años. Los blogs personales y profesorado es poco a poco han dejado paso al éxito de las redes sociales: Facebook, instagram, Twitter; creando la nueva figura de los «influencers«. Personas que tienen muchos seguidores y sus opiniones o fotografías crean tendencias entre sus seguidores, lo que ha hecho que puedan monetizar sus cuentas.

Curiosamente una que destaca entre todas las redes por su monetización es YouTube; el portal para compartir vídeos que surgió hace muchos años (2005) y que compró Google dándose cuenta de su potencial; haciendo que despareciera el servicio de google videos a la vez que aumentaban las capacidades de YouTube (vídeos de mayor duración, mayor velocidad de descarga, etc. )

De hecho las webs tradicionales son ahora mucho más difíciles de monetizar que antes: los nuevos hábitos de búsqueda, del propio uso de internet, de los anunciantes; la reducción del tráfico, la copia de google por la ley de enlaces de la prensa

Y la pregunta del millón. ¿Cuánto gana un youtuber? Por supuesto depende: de las visualizaciones que tenga cada vídeo, los minutos visualizados, los anunciantes, el país de origen del vídeo, el país donde el vídeo es proyectado…

Pero no es difícil ver vídeos con millones de visualizaciones y usuarios hasta con decenas de millones de visualizaciones. Eso es una gran proyección; quizás mayor incluso que las de muchas cadenas y programas de televisión convencional. Y es que con estos nuevos usos del internet el usuario final tiene mayor libertad de elección de los programas que quiere ver.

Según la página «enterat«; por cada 1000 visualizaciones se puede ganar en torno a 1 euro; así que haciendo cálculos; no es de extrañar que algunos youtuber incluso hayan movido su residencia fiscal a paraísos.

Y webs como «socialmedia» permiten ver las estadísticas de diferentes usuarios: subscriptores, visualizaciones y algunas horquillas de dinero ganado. Acertado o no, es otra cosa.

Tanto dinero ganan algunos youtuber que incluso tienen contratados equipos de técnicos para ayudar con la realización de los vídeos, técnicos de iluminación, etc.

La revolución de Internet y de los nuevos usos.

15 junio, 2020
por admin
Sin comentarios

Pelikan M205 Transparente

Pelikan M205 Transparente

El pasado 2018, Pelikan sacó un modelo nuevo dentro de su gama M205: la demonstrator (transparente) la M200 es la serie baja de gama de la M400 con un plumin de acero y la M205 se diferencia de la M200 en que los acabados son plateados en lugar de niquelados.

Forma un buen contraste junto con la M200 Demonstrator.

Como todas las demás de sus características, la carga de tinta es de 1,2 ml., con un peso de 14 gramos, una longitud total de 12,5 cm. y un diámetro de 1,2 cm., lo que la hace apta para manos pequeñas y medianas.

10 junio, 2020
por admin
Sin comentarios

San Petersburgo: Primer Día: Avenida Nevsky, y el Hermitage

P9067087
Por fin el día 5 por la noche llegamos a San Petersburgo, tras hacer escala en Riga donde nos revisaron los pasaportes y finalmente llegamos al aeropuerto de Pulkovo donde pasamos el control de pasaporte para entrar en Rusia y que nos sellaran los pasaportes. Habíamos contratado (un servicio que recomendaban en una página de viajes llamado kiwitaxi) ya el taxi para que nos acercase a la ciudad; así que sólo tuvimos que preocuparnos de ir a un cajero para retirar algo de dinero en efectivo (mejor cambio que la casas que se puede encontrar por la calle).

El hotel lo teníamos en la Avenida Nevsky; al pronto sin conocer la ciudad no nos decía nada; más allá de lo que habíamos leído en la guía.

El día 6 nos levantamos temprano y empezamos a patearnos la ciudad. Lo primero que encontramos fue bastantes cafeterías junto al hotel; y tras coger fuerza empezamos a caminar por la Avenida Nevsky; en dirección al Almirantazgo y contraria a la estación de trenes. Nos estábamos encaminando en la calle más animada y comercial de la ciudad.

Muchísimos Palacios y edificios de pisos de finales del siglo XIX y principios del XX, de antes de la soviética y de estilo modernista con esculturas de bronce y bellas decoraciones.

Y así sin quererlo nos encontramos con la Catedral de Kazan. Entramos y vimos el primer templo ortodoxo ruso de nuestro viaje. Cristianos como nosotros, pero sus celebraciones y sus templos son de inspiración bizantina, lo que hace que su apariencia sea muy diferente: templos de cruces griegas, muchas cúpulas con dorados,…

Almirantazgo de San Petersburgo

Una vez salimos de la iglesia continuamos con nuestro paseo por la Avenida Nevsky en dirección al Almiranrazgo (que aún no sabíamos que lo era) y giramos a la izquierda cerca del edificio para encontrarnos con la segunda catedral del día: la de San Isaac; una catedral que curiosamente tuvo a un canario entre sus autores. Quizás me recordó un poco a la de San Pablo de Londres. Mientras que la Catedral de Kazán está dedicada a las victorias rusas sobre Napoleón con alguna antigua bandera de la marina; es una catedral oscura. Por contra la de San Isaac es tremendamente luminosa y llena de dorados; enorme, mientras la de Kazán tiene bóvedas de medio cañón; San Isaac está llena de bóvedas de media naranja con frescos y mosaicos.
Catedral de San Isaac. San Petersburg

Interior de la Catedral de San Isaac. San Petersburgo

Empezó a entrarnos hambre después de patear tanto; así que callejeamos un poco y a un par de manzanas encontramos un pequeño restaurante en un semisótano donde entramos y tuvimos ocasión de probar especialidades rusas: la consabida sopa borscht de remolacha y un plato de pasta hervida rellena.

Seguimos nuestro paseo y llegamos a la plaza del Palacio de Invierno, escenario de tantos acontecimientos históricos; a la espalda un enorme edificio gubernamental con un gran arco en el centro, un monolito en el centro y el palacio en nuestra frontal. El Palacio de Invierno de los Zares de Rusia y actual sede del Hermitage; el mayor museo de Rusia y uno de los grandes museos mundiales junto con el Louvre o el British Museum.

Miles de piezas de las colecciones de los zares durante varios siglos: un gabinete numismático muy completo; incluso con muestras de utillajes. Comentario necesario para un numísmata. Colecciones clásicas: piezas griegas y romanas. No solamente provenientes de Rusia (la Península de Crimea fue colonizada por griegos y romanos en época clásica). Incluso un par de salas con piezas de arte bizantino que no suelen abundar en los museos occidentales. Un museo con miles de piezas, quizás no haya tanta pintura como en el Louvre, pero realmente impresionante.

Salimos ya anocheciendo y fuimos a buscar un sitio para cenar; enfilamos una calle paralela a la Avenida Nevsky, hasta finalmente encontrar un restaurante italiano donde cenamos; para llegar al hotel tras dar un buen paseo y ver los canales de la ciudad e incluso la Iglesia del Cristo sobre la Sangra Derramada de noche.