Mi Blog

Blog personal de José Ramón Martínez Pérez.

12 abril, 2018
por admin
Sin comentarios

Tarta de limón

P3119437
El otro día en casa estuvimos entreteniéndonos preparando una tarta de limón, o como se le conoce en muchos sitios de América «Pie de limón».
A la hora de hacerlo tiene tres partes bien diferenciadas: la base, la crema y el merengue en la parte superior.
La base se hace a partir de galleta troceada mezclada con mantequilla. Para una tarta pequeña como la de la foto, harían falta unos 25 gramos de galleta y el doble (50 gramos) de mantequilla.
P3109400
Una vez todo bien mezclado, se pone en el molde y se hornea a 180 grados hasta que queda dorado.
P3109420
El siguiente paso es preparar el relleno con la leche condensada (370 gramos) 2 yemas de huevo y el zumo de dos limones. Se mezcla todo bien y se echa sobre la base de galleta.
P3109406
Las claras se echan en un recipiente y se empiezan a montar aportando para ello un par cucharadas soperas de azúcar hasta que quede hecho merengue y se ponga sobre la crema anterior.
Una vez montadas las tres capas, se procede a hornear a 180 grados hasta que el merengue quede un poco tostado.
Y a disfrutar; menos mal que Internet está ahí para ayudarnos. Resumiendo los ingredientes:
– 25 gramos de galleta María
– 50 gramos de mantequilla
– 1 lata de leche condensada (370 gramos)
– 2 huevos
– 2 limones
– 2 cucharadas sopera de azúcar

18 agosto, 2010
por admin
Sin comentarios

Flammkuchen

Flammkuchen
El otro día (en julio, cuando todavía quedaba gente por la residencia), comentaron los compañeros de la residencia de preparar un «Flammkuchen» . Es un plato típico de la zona sur-oeste de Alemania y de algunas zonas de Francia como Alsacia (que antes fueron alemanes). Es una especie de pizza italiana, pero sin pan.
Vamos a ver como se prepara:
Fuimos al supermercado y compramos masas de pizza frescas, sobre la base de pizza se extiende una capa de «Crí?me fraí?che«, una especie de crema de queso, muy fluida; un bote de 200 gramos por base es suficiente. Sobre ello se echan tarugos de jamón y una cebolla picada, a gusto del consumidor.
Luego se mete al horno, a una temperatura de 200°C, sobre media hora, hasta que se vea que la cebolla está hecha y el pan empieza a coger color.
Y luego a comer, que está rico, rico.

29 julio, 2010
por admin
1 comentario

Receta de Tortilla de Patatas

P1120440
Llega el momento en todo ex-patriado (o por lo menos el que viva una temporada fuera), que echa de menos la comida española. Y que mejor manera para ponerle remedio que hacer una rica tortilla de patatas, plato típico por antonomasia.
Aunque parece un plato elaborado y complicado, nada más lejos de la realidad; si bien es un poco laborioso, es extremadamente sencillo:
Para hacer una tortilla, relativamente grande cogemos un plato hondo, y empezamos a pelar patatas y a cortarlas en rodajas hasta que el plato se quede lleno; después se pelan un par de cebollas grandes y se cortan en rodajas.
Ya está preparada la materia prima. Se echa todo en una sartén y se echa bastante aceite de oliva; por lo menos un par de dedos hasta que aproximadamente la mitad de las patatas y de la cebollas queden cubiertas por el aceite. Se pone a fuego lento, para que se vayan cociendo (y no para que se frían). Conforme se vayan consumiendo las patatas y las cebollas, el aceite irá subiendo de nivel y finalmente cubrirá todo; aunque hay que ir moviendo periódicamente para que no que pegue nada; se pude echar sal.
Cuando las patatas estén blandas y la cebolla deshecha, ha llegado el gran momento: Se sacan de la sarten, separando el aceite que se pude reutilizar y las patatas y la cebolla se mezclan con los huevos batidos. 4 huevos pueden estar bien. 6 huevos, 6 también. Una vez mezclado todo, se le pude echar sal al gusto.
Y de nuevo a la sartén, aprovechando que algo de aceite habrá quedado; y se sigue haciendo a fuego lento. Cuando la cara de abajo esté ya dorada, viene la parte complicada: Darle la vuelta (esto no es como una tortilla francesa, pesa un poco más). Se dora por la otra cara y a disfrutar del plato.
No es complicado, pero es lento, en total se puede invertir bastante más de una hora (yo tardo casi dos horas), en hacer una tortilla; pero por supuesto, merece la pena.
P1120463

1 junio, 2010
por admin
Sin comentarios

Fondue de queso

P1100557a
La fondue de queso es el plato típico de Suiza, aunque recientemente haya habido varios inventos más modernos, haciendo fondue de chocolate, o cambiando algunos ingredientes, la más típica es la de queso.
Se pueden utilizar diferentes tipos de quesos, teniendo cada una de ellas un nombre diferente. La más «normal» es la llamada «moitié-moitié» (mitad – mitad), que lleva la mitad de queso Gruyí?re y la otra mitad de que so Vacherín, también suizo. Es el que se puede ver en la fotografía.
Combinaciones son tantas casi como quesos (Gruyí?re, 50% Gruyí?re et 50% Emmental), etc.
Y por supuesto, sólo de queso fundido no vive el hombre: para acompañar el queso, lo más normal es que sirvan paran que se «moja» en el queso, pero lo dicho, algunas modas más modernas lo han cambiado por cosas como patatas, champiñones o carne.
Para darle más sabor, suelen sazonar el queso con especias, vino o algunas cosas así, aunque eso ya depende de cada bar, el puntillo que cada uno le da. Eso sí, nada más entrar al restaurante, se nota que sirven Fondue, por el penetrante y fuerte característico olor.
Y para acompañarlo una copita de vino blanco también de esas tierras suizas.